Después de convertirse en uno de los juegos de móvil más popular de la historia, los pájaros enfadados se transforman ahora en estrellas de cine y protagonizan una película de dibujos animados en 3D que promete dar mucho de qué hablar. Esto es Angry Birds. La película.

Angry Birds. La películaLa isla de los pájaros felices

Angry Birds. La película nos lleva a una isla poblada por completo por pájaros felices que no vuelan… o casi por completo. En este paraíso, Red (con la voz de Santiago Segura en la versión en castellano), un pájaro con problemas de genio, el veloz Chuck y el volátil Bomb siempre se han sentido al margen. Red no encaja allí. Las vidas alegres y despreocupadas de los demás pájaros suponen un marcado contraste con la de Red: tiene pocos amigos, prefiere vivir a las afueras de la ciudad, sin ocultar su mal genio, su sarcasmo y su actitud distante. Chuck es rápido. Se mueve rápido y habla rápido –a veces más rápido de lo que piensa, lo que le hace meterse en muchos líos. Pero, tras ese pico de cotorra, hay un pájaro verdaderamente bueno, decidido a hacer amigos; y, cuando Red necesita ayuda, es de los primeros en ofrecerse voluntario. Bomb es un poco corto de luces, pero de gran corazón. Es afable y considerado… la mayor parte del tiempo. Pero tiene un problema: sufre de Trastorno Explosivo Intermitente. Si lo sorprenden, asustan o enfadan… ¡Boom! Tiende a estallar, literalmente. Siempre ha ansiado ser capaz de controlarse, pero el autocontrol estaba fuera de su alcance.

Pero cuando la isla recibe la visita de unos misteriosos cerditos verdes, serán estos tres insólitos marginados los que tendrán que descubrir qué traman esos cerdos. Y así empieza la aventura.

Un juego con gancho

En diciembre de 2009, la gente de todo el mundo empezó a descargar un juego en sus teléfonos móviles que se convirtió en un fenómeno. Unos cerditos verdes habían llevado a cabo una invasión, decididos a robar los huevos de unos pájaros que no podían volar, y esos pájaros estaban… bueno, no había más que una palabra para definirlo. ¿Cómo se sentiría cualquiera si alguien viniera a su casa a llevarse a sus hijos?

Angry Birds. La película

El juego móvil más descargado de todos los tiempos –sus distintas ediciones se han descargado más de tres mil millones de veces– llega a la gran pantalla, y los espectadores podrán por fin descubrir por qué están tan enfadados esos pájaros.

Operación de rescate

Según el productor John Cohen (Gru, mi villano favorito), el clásico juego era un excelente punto de partida para la película que quería hacer el equipo responsable del proyecto. «Dentro del concepto básico del juego, se encontraba el germen de lo que creíamos que podía ser una comedia de animación fantástica», recuerda. «Teníamos la posibilidad de darle cuerpo a los personajes del juego y convertir a los pájaros en personajes completamente desarrollados, con personalidades claramente definidas y poderes divertidos y originales. Además, la base de la película la constituye una idea sólida y emotiva: la premisa básica de todos los juegos es una historia sobre unos pájaros enfadados a los que unos cerditos verdes les han robado sus huevos –sus hijos–. Y los pájaros tienen que poner en marcha una operación de búsqueda y rescate para recuperar a sus pequeños».

Angry Birds. La película

Si quieres pasar un rato realmente divertido, no te pierdas Angry Birds. La película.