Basada en la novela de Norman A. Halim, llega hasta las pantallas una divertida película de dibujos animados que nos presenta a una rana con problemas de identidad. Sí, es que ni siquiera las ranas se conforman a veces con lo que tienen.

Ribbit es el nombre de nuestra singular protagonista. Se trata de una rana un poco rara: no le gusta ni saltar ni nadar. Un día la hipnotizan accidentalmente y empieza a creer que es un príncipe humano atrapado en un cuerpo de rana.

Convencida de conocer por fin su verdadera identidad, decide ir en busca de una princesa que, cuando la bese, la transforme en ser humano. Acompañada por su mejor amiga, la ardilla Sandy, se embarcan en una divertidísima aventura por la selva amazónica en la que todo les saldrá al revés.

Si te gustan las películas de dibujos animados con acción, humor y alguna otra lección interesante de aprender, no te pierdas las aventuras de esta simpática rana. Recuerda, su nombre es Ribbit.

Ribbit